jueves, 13 de junio de 2013

René González: la construcción del socialismo es la obra de personas imperfectas

Dalia González Delgado 
Granma
"Como marxista que soy acepto el hecho histórico de que no veré lo que quiero ver. Me parece natural que el revolucionario nunca llegue a ver todo lo que desea, porque si no, en algún punto dejó de ser revolucionario".
Así comenzó su intervención el Héroe de la República de Cuba René González, quien intercambió ayer con los delegados que asisten al VIII Congreso de la FEU.
"Algunas de las cosas que yo quisiera ver las verán ustedes, pero tienen que construirlas", dijo a los allí presentes. "Aunque me honran con sus aplausos y su aprecio, el honor es mío, o en todo caso la admiración, el respeto, el cariño, son recíprocos".
El luchador antiterrorista respondió interrogantes de los jóvenes, e insistió en la necesidad de estudiar la historia sin superficialidades, para ser capaces de enfrentar la complejidad de la realidad global actual.
"No es aislándonos del mundo como lo vamos a hacer. Con las tecnologías actuales es imposible aislarse", apuntó. "Sabemos lo que sucedió en el Campo Socialista. Para consolidar esta victoria, para hacerla cierta, debemos profundizar, buscar la verdad, los errores, mirar a la historia a la cara, porque la construcción del socialismo es la obra de personas imperfectas, el resultado de muchas contradicciones entre nosotros mismos, de luchas entre puntos de vistas, en un contexto en el que el capital es hegemónico".
"Tenemos que entender por qué es necesario que el capitalismo desaparezca como sistema —añadió— Cuando usted ve la exhuberancia de un país tiene que entender de dónde sale, y por qué nosotros estamos resistiendo".
Asimismo, el héroe cubano exhortó a leer a Carlos Marx y a Martí, "pensadores que vieron en profundidad la esencia de los fenómenos".
Reflexionó también sobre la importancia de escuchar a todos los jóvenes, sin excepciones. "Ustedes son la vanguardia de la juventud. Pero hay muchos a los que hay que acercarse; salir de las aulas y caminar por la calle G".
"Algunos nunca llegarán a la universidad, pero son parte de la sociedad. No podemos olvidar que hay mucha juventud que no está en las aulas, pero que con sus manos produce las riquezas".
"En la medida en que ustedes estén a la altura de las circunstancias que les ha tocado vivir, estarán haciendo lo mejor por mis compañeros presos", afirmó.
El encuentro, al que asistieron familiares de los Cinco, sirvió también para que los delegados homenajearan por su cumpleaños al doctor Armando Hart Dávalos, director de la Oficina del Programa Martiano y presidente de la Sociedad Cultural José Martí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada