viernes, 23 de agosto de 2013

Manning a Obama: "Sé que violé la ley, pero lo hice por amor a mi país"

(RT) El soldado estadounidense Bradley Manning, sentenciado el pasado miércoles a 35 años de prisión, ha enviado hoy una carta al presidente Obama solicitando el indulto.
En la carta, difundida por 'The New York Times', Manning, acusado de haber entregado archivos clasificados a WikiLeaks en la mayor filtración de documentos secretos en la historia de EE.UU., subraya que muchos estadounidenses sienten desilusión por el enfoque de su Gobierno de la política de seguridad nacional. Asimismo, señala que su castigo es injusto e innecesariamente duro. Manning confesó también que entiende que violó la ley, pero agregó que lo hizo por amor a su país.
El soldado indicó que entró en el Ejército y fue a Irak creyendo que después de los ataques del 11-S había que "modificar nuestros métodos de lucha contra los riesgos para nosotros y para nuestra forma de vida". Pero, señala Manning, cuando fue a aquel país y empezó a leer diariamente los informes militares secretos, comenzó a "cuestionar la moralidad de lo que estábamos haciendo”.
"Fue el momento en el que me di cuenta de que en nuestros esfuerzos para cumplir con el riesgo que representa para nosotros el enemigo, nos hemos olvidado de nuestra humanidad", escribió Manning.
"Conscientemente elegimos devaluar la vida humana, tanto en Irak como en Afganistán. Cuando nos dedicamos a los que, según percibíamos, eran enemigos, a veces matamos a civiles inocentes. Cada vez que matamos a civiles inocentes, en lugar de aceptar la responsabilidad por nuestra conducta, elegimos escondernos detrás del velo de la seguridad nacional y la información clasificada con el fin de evitar cualquier responsabilidad pública", reza la carta.
"En nuestro afán de matar al enemigo, debatimos internamente la definición de la tortura", señala Manning recordando que el propio EE.UU. sigue manteniendo a los presos en Guantánamo durante años sin procesamiento alguno. "Inexplicablemente hicimos la vista gorda a la tortura y a las ejecuciones por parte del Gobierno iraquí y toleramos otros actos innumerables en nombre de nuestra guerra contra el terror", concluyó el soldado estadounidense.

"Desviar la atención de 'Bradley' a 'Chelsea' es la estrategia de algunos medios"
El anuncio de Bradley Manning de que quiere convertirse en una mujer despertó en ciertos medios incluso más interés que su condena. Los expertos creen que se trata de un intento de desviar la atención de la sentencia y de lo que reveló el soldado.
"Una noticia así, de una persona que pretende modificar su condición de identidad sexual es un asunto de competencia absolutamente individual", comentó a RT el analista internacional, Fernando Buen Abad.
Sin embargo, destacó, el hecho de que ha pasado a ser "tan relevante para la cantidad de medios que hasta ahora está refiriéndose a este tema" hace pensar que "lo que están haciendo es justamente eso, hacer una estrategia de ocultamiento".
"Me parece más, están tratando de darle más relevancia a una especie de personalidad distorsionada, una especie de personalidad alterada o alguna especie de anomalía psicológica […] que a la denuncia política de fondo, implícita en las propias declaraciones del soldado Manning", opinó el experto.
Sin embargo, para la mayoría de la gente "Manning es un héroe", y el cambio de sexo "no influirá mucho en la opinión pública" acerca de él, según declaró el abogado que asesora a Edward Snowden, Anatoli Kucherena. "Hay que entender el valor de lo que reveló", añadió.
Este jueves el soldado estadounidense Bradley Manning, sentenciado a 35 años de prisión, anunció que le gustaría vivir el resto de su vida como mujer, e informó que su nuevo nombre será Chelsea Manning.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada